Academia para Oposición a la Guardia Civil Metodología de alto rendimiento

Noticia depol

|

La Guardia Civil, una institución con un legado de principios y valores arraigados

Como ya comentamos en el artículo “Cómo ingresar a la Escala de Cabos y Guardias de la Guardia Civil, existen varias vías para acceder a esta institución armada, pues en cada oferta de empleo público, además de asignar un cierto número de plazas libres, se reservan plazas tanto para militares profesionales, como para el Colegio de Guardias Jóvenes.

Con respecto a este Colegio, su origen se remonta al año 1853, cuando Francisco Javier Girón Ezpeleta, II Duque de Ahumada e Inspector General de la Guardia Civil, eleva la propuesta de crear una compañía de guardias jóvenes. En ese momento, el cuerpo de la Guardia Civil, fundado en 1844, contaba ya con un gran prestigio entre la población española.

A este respecto, el Duque de Ahumada era plenamente consciente del riesgo que suponía pertenecer al Instituto Benemérito, que en los años transcurridos desde su fundación había sufrido numerosas bajas humanas durante el acto de servicio de sus miembros.

Por este motivo, Ezpeleta quería compensar en cierto modo a los hijos de estos miembros de la Benemérita y brindarles la oportunidad de continuar la carrera militar de sus padres, siempre que reuniesen los requisitos pertinentes. De esta manera, tendrían manutención y vestimenta y recibirían una educación y formación militar que les permitiría contar con un futuro profesional.

Aunque al principio la reina Isabel II se mostró reticente, acabó por ver los beneficios de esta propuesta del Duque de Ahumada, quien, ya contando con el beneplácito de la monarca, comenzó a difundir a través de una circular los requisitos de derecho de preferencia para pertenecer a este colegio joven.

El orden de preferencia establecía un total de tres categorías para disponer de una plaza en el colegio:

  1. En primer lugar, tenían mayor preferencia para ocupar las plazas los hijos de guardias, cabos y sargentos que hubiesen muerto en acto de servicio y que superasen la edad de 8 años.
  2. Seguidamente, se daba preferencia a los hijos de aquellos Guardias Civiles que ya no podían ejercer su labor en el servicio por haber sufrido algún tipo de lesión o similares.
  3. Por último, y si los anteriores no completaban las plazas disponibles, tenían preferencia los hijos de miembros activos de la Guardia Civil.  

Así, el 1 de abril de 1853, a través de Real Orden, se aprobó finalmente la creación de una “Compañía de Guardias Jóvenes” cuyos primeros alumnos eran todos huérfanos o hijos de guardias civiles apartados del servicio. 

Aunque en la actualidad el número de plazas reservadas al ingreso en el Colegio de Guardias Jóvenes es considerablemente menor al número de plazas destinadas a aquellos que deciden ingresar a este cuerpo por libre, los miembros de esta institución, que desde su origen abogó por continuar el legado familiar, siguen manteniendo el sentimiento de fidelidad, honor y entrega que rige en el cuerpo. 

En DEPOL la formación es completa y transversal, ya que uno de los objetivos es transmitir los valores de este cuerpo y que los futuros miembros de este cuerpo continúen con el legado y principios de la Guardia Civil. 

¿Tienes alguna pregunta?

Testimonios

Martina Lazar
“El material académico de DEPOL es excepcional.”
Martina Lazar / SantanderDepoler
DEPOL cuenta con un equipo de profesores genial. Se ocupan de tu formación académica pero también transmiten la pasión que tienen por la profesión de policía. La academia se preocupa y dedica mucho esfuerzo a generar materiales de apoyo a la enseñanza que realmente son útiles para nosotros los opositores.
María S. R.
“Lo mejor que he hecho, apostar por DEPOL.”
María S. R. / SevillaDepoler
Soy Andaluza, vivo en Ávila. Me vine apostando fuerte por esta academia. Estudiaba con su material. Lo mejor que he hecho ha sido venirme y prepararme de forma presencial. Implicación por parte de todo el profesorado y formación completa. Lo mejor que he hecho, apostar por DEPOL. Somos mucho más que una academia, una familia azul con muchos sueños por cumplir y gracias a ellos lo conseguiremos.
Lara
“Porque hacen que algo tan complicado, a nivel físico y mental, sea más sencillo.”
Lara / CantabriaDepoler
¿Por qué Depol? Porque hacen que algo tan complicado, a nivel físico y mental, sea más sencillo de alcanzar, poniendo a disposición del alumno todas las herramientas que pueda necesitar. Tienen un trato muy cercano con cada alumno, ya que para ellos no somos un opositor más sino un futuro compañero. Eso lo demuestran formándonos con los mejores profesores, todos expertos en la materia que imparte y eso, marca la diferencia. Te hacen sentir lo bonito que es pertenecer al cuerpo nacional de policía cuando transmiten la pasión por su trabajo en cada una de sus clases.
Alejandro Gil
“Depol es mucho más que una academia, es una familia.”
Alejandro Gil / MadridDepoler
Conocí la Academia Depol hace 3 años a través de un compañero. Desde el primer momento me gustó la gran variedad de profesores que tienen y que cada uno esté especializado en una parte muy concreta del temario, haciendo que sus explicaciones sean muy completas y no surjan dudas. No solo su temario me parece muy bueno, sino que las actualizaciones constantes, los tests por niveles y la calidad humana de sus docentes es de lo mejor que he visto. Depol es mucho más que una academia, es una familia.
Raquel
“Consiguen que el proceso de cumplir nuestro sueño sea más llevadero.”
Raquel / MadridDepoler
Desde el primer día, lo que más me sorprendió de Depol fue la disponibilidad y entrega que mostraron los profesores y el conjunto del equipo. No conocen de limitaciones de tiempo ni espacio, sino maneras de ofrecer y hacer llegar a los alumnos todos los recursos disponibles, y si es necesario, se los inventan.  Consiguen que el proceso de cumplir nuestro sueño sea más llevadero, y nos enseñan en cada paso que dan con nosotros que la clave es la perseverancia.